Hace unos días le contamos que en esta nueva etapa de Moda y Derecho hemos inaugurado un área de asesoramiento para las Industrias Artísticas, Culturales y Creativas (IACC).

En esta editorial queremos contarles qué son y el por qué de su importancia para la economía moderna. (Nos pusimos serios).

La UNESCO las define como: “Aquellos sectores de actividad organizada que tienen como objeto principal la producción o la reproducción, la promoción, la difusión y/o la comercialización de bienes, servicios y actividades de contenido cultural, artístico o patrimonial”.

Para que una industria ingrese en esta categoría el bien o servicio deberá de tener un contenido cultural, artístico o patrimonial. ¿Qué une a estos tres aspectos del intelecto humano? La creatividad, como aquella capacidad de inventar o crear, a nosotros en Moda y Derecho nos gusta decir que es un don del intelecto humano de conectar ideas y generar nuevas soluciones.

Es tan importante lo que la creatividad genera que lleva cada vez más a la necesidad de proteger sus productos y/o servicios, los cuales son susceptibles de generar derechos de Propiedad Intelectual.

Aquí tiene tanta importancia el producto final así como la cadena productiva y las funciones particulares que realiza cada sector, es por ello que dentro de lo que son las IACC también se protegen las acciones realizadas por ejemplo desde la publicidad, el diseño gráfico entre otros.

24D0DBDB-14CC-4F47-8243-CE2B35FDBD75-13999-00000ABB06E79D07

Existen varias formas de identificar cuáles son las Industrias Creativas, nosotros por lo general nos guiamos por el Modelo del Reino Unido por ser allí donde nació todo le movimiento de la Industria y Economía Creativa.

Este modelo explica que existe 13 Industrias Creativas donde encontramos a la Moda, actividad creativa sin dudas.

¿Por qué es importante que ahora en Moda y Derecho demos asesoramiento en esta área? Entendemos que en la sociedad y economía moderna la creatividad es un bien muy importante de proteger, por su potencialidad y a su vez por su fragilidad.

Potencialidad, la creatividad permite llegar a límites no conocidos, a generar nuevas ideas.

Fragilidad, ya que la tendencia y la copia simple están al asecho de las nuevas y originales ideas.

Estamos convencidos que la creatividad es el nuevo bien que debe protegerse y sobre el cual asesora.

Para ello queremos dar toda nuestra capacidad e idoneidad para ser los Asesores Legales de la creatividad.

Ana Paula Rodao.

Directora de Moda y Derecho Fashion Law.

A %d blogueros les gusta esto: